Sabemos que la primavera, la sangre altera… Y es que muchas personas presentan ciertos síntomas de malestar en los cambios de estación: ansiedad, depresión, cansancio… Esto es debido, entre otras cosas, a que la luz y las condiciones climáticas ejercen muchísima influencia en nuestro estado anímico. Sin embargo, podemos contrarrestar estos malestares con una buena alimentación.

Diversos estudios han puesto de manifiesto que existen alimentos que hacen despertar al cerebro y a nuestra mente, otorgándole más atención y facilidad de razonamiento, manteniéndonos alerta ante los retos del día a día. Si te encuentras más cansado y te cuesta concentrarte, estos alimentos te ayudarán a conseguirlo:

Cacao

El cacao natural es uno de los alimentos con mayor capacidad antioxidante gracias a su elevada concentración de unos compuestos de origen vegetal llamados polifenoles que, además, poseen efectos beneficiosos para la salud cardiovascular y efectos neuroprotectores. A raíz de la estimulación de hormonas que produce su consumo, concretamente de serotonina y endorfinas, este alimento mejora la capacidad de concentración,  favoreciendo la memoria.

Nueces

Este fruto tiene un sinfín de beneficios y propiedades terapéuticas para nuestra salud. Por eso, las nueces se consideran un súper alimento, con altos valores nutricionales. Aportan vitamina E, con poder antioxidante; potasio, que ayuda a desarrollar nuestros músculos y a controlar la actividad de nuestro corazón; fibra, que reduce los niveles de azúcar en sangre y ayuda a eliminar los residuos de nuestro organismo o hierro, que refuerza nuestro sistema inmunológico.

Dátiles

Deliciosos y muy nutritivos, los dátiles aportan azúcares saludables, aminoácidos y una gran cantidad de minerales. Todo ello los convierte en un excelente alimento para mejorar la concentración.

 Avena

Es uno de los cereales más digestivos y a la vez nutritivos que existen, rico en fibra e ideal para nutrir el cerebro con azúcares sanos y vitaminas del grupo B. Otros buenos cereales son el arroz integral, el trigo sarraceno o la quinoa.

 Semillas de sésamo

Las puedes añadir a cualquier preparación, pero las aprovecharás mejor si las tomas molidas. Ayudan a sentirse de buen humor y gestionar mejor el estrés gracias a su riqueza en triptófano.

Aguacates

Este superalimento contiene antioxidantes y ácidos grasos omega 3. La combinación de estas sustancias potencian la memoria, el rendimiento mental, y evitan el deterioro cognitivo de la salud cerebral.

 Brócoli

Diversos estudios aseguran que una dieta con un alto contenido de vitamina K ayuda a evitar los problemas de memoria y mejora la concentración. El brócoli es un alimento que mima nuestra salud, pues su contenido de vitamina A, C y E, además de aminoácidos y zinc, están relacionados con propiedades anticancerígenas. Su fibra previene las enfermedades del corazón, pues ayuda a combatir el colesterol malo y su aporte de cromo ayuda a regular el nivel de glucosa en sangre.

Plátano

Rico en triptófano –el aminoácido que ayuda a gestionar el estrés– y una buena fuente de potasio, magnesio y vitamina C, el plátano se convierte en la mejor fruta para cuidar de la memoria y el cerebro.

 Lentejas

Como la mayoría de legumbres, son ricas en proteínas y fibra. Su versatilidad en la cocina las convierte en grandes aliadas. Además son ricas en hierro y zinc, minerales que previenen el cansancio físico y mental.

 Té verde

Otro de los productos vegetales que no dejan de sorprendernos con más beneficios para nuestra salud es el té verde. Además de sus capacidades antioxidantes, quemagrasas y energéticas, también es bueno para nuestro cerebro. Diversos estudios han determinado que la teanina y la cafeína de esta infusión colaboran a mantenernos alerta, despiertos y receptivos ante los retos intelectuales. Así se descubrió que el té verde mejora el rendimiento en las tareas cognitivas de larga duración a la vez que nos excita para no perdernos un detalle.

Todo lo que comemos influye, para bien y para mal, en nuestra memoria. ¡Toma nota de estos aliados para protegerla y potenciarla!