La palabra proviene del árabe y significa simplemente «garbanzo», el hummus es una preparación cremosa y espesa hecha principalmente a base de garbanzos que han sido cocidos y convertidos en puré para a continuación mezclarse con pasta de sésamo (una pasta hecha de semillas de sésamo), aceite de oliva, jugo de limón, ajo y sal.

Muchas regiones del mundo afirman ser el lugar donde se originó el hummus, esto se debe a que es un alimento que ha existido durante mucho tiempo, y en muchas variaciones, lo que impide que se conozca su origen exacto. Según antiguas escrituras, la versión que hoy conocemos como hummus, se consumió por primera vez en Egipto alrededor del siglo XIII, aunque la receta usada en este momento se diferenciaba un poco a la actual ya que omitía la pasta de sésamo y se utilizaban otros frutos secos en su lugar.

A pesar de que el origen exacto del hummus no está del todo claro, sabemos que los garbanzos, el ingrediente principal, eran conocidos por ser cultivados en el antiguo Mediterráneo y Oriente Medio y han sido utilizados para el consumo humano durante varios miles de años. El garbanzo se consumió también en la antigua Palestina y fue uno de los primeros cultivos en Mesopotamia, incluso se sabe que era un alimento común en las calles de la antigua Roma. Los aportes nutricionales eran tan conocidos en la cultura antigua del mundo, que los filósofos griegos Platón y Sócrates hicieron referencia a los beneficios de esta preparación en sus escritos.

El hummus es un alimento práctico que encaja en cualquier tipo de dieta y cuando se combina con pan funciona como una proteína completa, similar a otras combinaciones de granos y legumbres. Es bueno saber que tiene un alto contenido de hierro y vitаmina C, así como una buena cantidad de vitamina B6 y ácido fólico, siendo también una importante fuente de proteína, fibra y potasio. Algunos estudios recientes sugieren que el consumo de hummus puede disminuir la probabilidad de desarrollar enfermedades cardiovasculares, cáncer, diabetes y alzhéimer.

En resumen, aquí tienes 5 razones para comer más Hummus

  1. Es bueno para reducir el colesterol
  2. Ayudan a reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, diabetes y Alzheimer
  3. Es una importante fuente de proteínas de origen vegetal.
  4. Ayuda a disminuir inflaciones musculares
  5. Beneficia a la digestión y la salud intestinal

hummus hummus